30 C
Parla
InicioGriñón«Hay un estigma al hablar de que no todas las mujeres quieren...

«Hay un estigma al hablar de que no todas las mujeres quieren ser madres»

- Anuncio -

Los Ángeles
Actualizado:

Guardar

Cuando
Dakota Johnson decidió filmar ‘Bailando por la vida’, su carrera dio un giro completo para mejor. En Sundance, tuvimos la oportunidad de hablar con la protagonista de esta fascinante historia que supone el segundo largometraje del joven director Cooper Raiff. «Él escribió el guión y yo, además de protagonizar el filme, me he estrenado como productora», cuenta la intérprete, que ya está establecida en Hollywood como una estrella total, capaz de manejar varios registros. «Entre los dos estuvimos haciendo borradores del guión, desarrollando los personajes», explica sobre ‘Bailando por la vida’, que se estrena este viernes en Apple TV. «Hay muchas personas en mi vida que han sido como Cooper, personas que me despiertan el corazón. Simplemente llenan tu mundo de color.

Supongo que tengo un corazón muy abierto y me encanta hacer películas que hacen sentir bien al público», presume.

‘Bailando por la vida’ tiene como telón de fondo varias fiestas de Bar Mitzvah en las que Andrew, el protagonista, trabaja como anfitrión mientras trata de descubrir su lugar en ese nuevo mundo de madurez por donde transitan muchos adolescentes. Allí conoce a Dakota Johnson, que da vida a una joven madre que debe cuidar a su hija con Asperger. «Desde lo más profundo de mis huesos creo en la inclusión. Diría que es algo a nivel celular. Y realmente esta historia me tocó esa fibra personal», apunta Johnson, que además habla sobre qué significa ser madre. «Tengo sentimientos encontrados en torno a la feminidad y la maternidad, lo cual es normal a mi edad, pero he podido expresarlo en este personaje. No creo haber mentido en mi interpretación, al contrario, me he entregado sin miedo. Cuando leo otros guiones me enfado, me frustro, me cabreo porque leo historias de mujeres jóvenes en las que me siento obligada a encajar sin conectar con ellas. Eso no ha sucedido en este caso», señala.

Y lo dice sabedora de que su vida privada interesa, y mucho, bajos las colinas de Hollywood. Porque Johnson, de 32 años, además de ser hija de Melanie Griffith y Don Johnson mantiene una relación con el líder de Coldplay, Chris Martin (de 44 años).

Fotograma de ‘Bailando por la vida’
Fotograma de ‘Bailando por la vida’

La prensa rosa

Con esos mimbres, normal que hasta ahora su rostro fuera más habitual de la prensa rosa que de la cinematográfica. Algo que ella tampoco ha evitado, como cuando lució un anillo con una enorme esmeralda después de pasar el confinamiento con su pareja, con la que ya celebra el cuarto aniversario y con el que se han disparado los rumores de boda. «Pasé el confinamiento con altibajos, algunos días mejor que otros, pero tengo mucha suerte de vivir en una casa grande y tener a mi familia y amigos cerca. Trato de no desmoronarme, de no dejarme consumir por la ansiedad y me reconforta hablar con mi madre y mi hermana», explica.

Su familia es su refugio, una familia que le brinda la seguridad de ser libre. «No soy madre y, quizás, no quiero serlo. No me siento culpable, creo que está bien pensar así. Por alguna razón, hay un estigma en torno a hablar de eso cuando en realidad es algo muy humano para las mujeres. No todas las mujeres quieren ser madres», asegura una actriz que debutó en la gran pantalla en 1999 de mano de
Antonio Banderas en ‘Locos en Alabama’, que protagonizaba Melanie Griffith. Después de que en casa le abrieran las puertas de la industria, alcanzó la popularidad con
‘Cincuenta sombras de Grey’, y ahora por fin se asienta debutando como productora y protagonista.

Ver los
comentarios

- Anuncio -
Redacción Prensa
Redacción Prensa
Última hora desde la redacción
- Anuncio -

Te puede interesar

- Anuncio -spot_img

Noticias Relacionadas

- Anuncio -spot_img