16 C
Parla
InicioNacionalLa Corte Suprema confirma el uso de imágenes de CCTV como evidencia...

La Corte Suprema confirma el uso de imágenes de CCTV como evidencia válida para despedir a un empleado

- Anuncio -



El Tribunal Supremo consideró las grabaciones un “recurso razonable, adecuado, necesario y proporcionado”

MADRID, 22 DE ABRIL (NOTICIAS EUROPEAS) –

El Tribunal Supremo ha avalado el uso de las imágenes de las cámaras de seguridad como medio de prueba válido para el despido de un empleado, por considerarlo una medida “justificable, adecuada, necesaria y acorde con los fines que persigue la empresa”.

En una sentencia del 30 de marzo, obtenida por Europa Press, la Sala de lo Social del Tribunal Supremo trata el caso de un hombre que trabajaba como dependiente en el Aeropuerto Adolfo Suárez Madrid-Barajas y que fue despedido por la empresa responsable del restaurante . trabaja.

El trabajador en cuestión, integrado en una plantilla de más de 2.200 personas, fue notificado de despidos en mayo de 2018 a raíz de ocho grabaciones distintas. Durante el período de marzo de 2017 a noviembre de 2018, retirando TS, la empresa solicitó un total de 29 veces despedir a personas con circunstancias similares: con más de 20 años de antigüedad.

La Corte Suprema dijo que la persona jurídica tomó la decisión luego de observar a los trabajadores a través de un sistema de control de videovigilancia que había instalado, “en un intento de minimizar y prevenir el problema de pérdida de aire evidente en el comercio minorista”.

Es un mecanismo que implica la presencia de varias cámaras colocadas dentro de los hubs y colocadas en las máquinas de pago. Sin embargo, los trabajadores “no están informados sobre
tomar fotografías de ellos en el proceso de hacer el trabajo o usarlo con fines disciplinarios”.

EMPRESA “NO NECESITA ACUERDO LABORAL”

Aun así, el Tribunal Supremo determinó que “los empleados no necesitan el consentimiento explícito de los trabajadores para el tratamiento de las imágenes obtenidas a través de las cámaras instaladas en la empresa con fines de seguridad”, ya que se trata de una medida de vigilancia del cumplimiento de la relación laboral.

“El demandante es un empleado de primera, prestando servicio en la cafetería del aeropuerto. La instalación de estas cámaras de vigilancia es una medida razonable por motivos de seguridad en sentido amplio, para evitar hurtos, robos, pues hay un tema que incluye pérdida. en el comercio minorista”, señaló el fallo.

Se trata, por tanto, de una medida “adecuada” para lograr esos fines, al permitir descubrir y sancionar a los posibles infractores.
su conducta, con efecto adverso; necesario, ya que no existen otros medios menos intrusivos para lograr el fin mencionado; y en consonancia con los fines perseguidos.

Así, los jueces establecieron, “la prueba de la reproducción de lo registrado por las cámaras de videovigilancia es un
una medida que sea razonable, apropiada, necesaria y proporcionada para los fines perseguidos, que cumpla con los requisitos de la
proporcional “.” A juicio de esta Sala, la limitación de los derechos fundamentales en juego es justificable”, señalaron.

fusionarse con DOCTRINA

La sentencia refuerza la doctrina que el propio TS ha aplicado en varios pronunciamientos similares desde 2016. En algunos de ellos, un trabajador fue despedido tras ser sorprendido consumiendo dos paquetes de filetes en lonchas.

En la sentencia de 2021, el Alto Tribunal confirmó la legalidad de la prueba de despido del conductor del autobús por fumar dentro del vehículo y orinar desde el interior del vehículo hacia el exterior. En el video también se puede comprobar que no le cobró multa a una mujer a la que también acarició y tocó.

- Anuncio -
Redacción Prensa
Redacción Prensa
Última hora desde la redacción
- Anuncio -

Te puede interesar

- Anuncio -spot_img

Noticias Relacionadas

- Anuncio -spot_img