13.9 C
Parla
InicioSaludEstablecer pautas para la intensidad de la luz para mejorar el ritmo...

Establecer pautas para la intensidad de la luz para mejorar el ritmo corporal saludable

- Anuncio -

Madrid, 21 de marzo. (Europa Press) –

La luz que experimentamos en nuestra vida diaria tiene un gran impacto en nuestros ritmos corporales. El estilo de vida moderno, con 24 horas de exposición a la electricidad y exposición reducida a la luz natural, puede interrumpir el sueño y afectar negativamente la salud, el bienestar y la productividad.

Un nuevo estudio publicado en la revista de acceso abierto PLOS Biology responde a la pregunta de cuánta intensidad de luz se debe usar durante el día y la noche para apoyar los ritmos corporales saludables, el sueño reparador y el estado de alerta durante el día.

Timothy Brown, profesor de la Universidad de Manchester (Reino Unido) y Kenneth Wright (EE. UU.) de la Universidad de Boulder en Colorado, reunieron a un equipo internacional de científicos líderes para acordar las primeras recomendaciones basadas en el consenso. Exposición saludable a la luz durante el día, la tarde y la noche.

Estas recomendaciones brindan una guía muy necesaria para que la industria de la iluminación y la electrónica diseñe entornos saludables y mejore la forma en que describimos nuestros lugares de trabajo, edificios públicos y hogares.

Una de las preguntas clave en el nuevo informe es cómo medir con precisión la medida en que los diferentes tipos de iluminación pueden afectar nuestros ritmos corporales y los patrones diarios de sueño y vigilia.

La luz se ve afectada por un tipo especial de célula en el ojo que utiliza una proteína sensible a la luz llamada melanopsina, que difiere de las proteínas de bastón y cono que respaldan la visión (y se basa en los métodos tradicionales de medición de la “luminosidad”).

Dado que la melanopsina es muy sensible a la luz en una región específica del espectro visual (luz azul cian), las nuevas recomendaciones utilizan un estándar de medición de luz recientemente desarrollado y adaptado a esta característica única, luz equivalente a la luz del día.

El análisis de datos de una serie de estudios de laboratorio y de campo muestra que este nuevo enfoque de medición puede proporcionar una forma confiable de predecir los efectos de la luz en la fisiología humana y los ritmos corporales.

Un próximo paso importante es integrar las recomendaciones en las pautas de iluminación adecuada, que actualmente se enfocan en las necesidades visuales en lugar de los efectos sobre la salud y el bienestar, señalan.

Además, se espera que la creciente disponibilidad de sensores de luz sofisticados y de bajo costo de la tecnología de iluminación LED facilite a las personas optimizar su salida de luz personal para apoyar mejor sus propios ritmos corporales de acuerdo con las nuevas recomendaciones.

Brown agrega: “Estas recomendaciones brindan el primer nivel de orientación consensuada sobre los patrones diarios apropiados de exposición a la luz para apoyar los ritmos corporales saludables, el sueño nocturno y la vigilia diurna”.

Ahora proporciona un marco claro sobre cómo iluminamos cualquier espacio interior, desde lugares de trabajo, escuelas y centros de salud hasta nuestros propios hogares.

- Anuncio -
Redacción Prensa
Redacción Prensa
Última hora desde la redacción
- Anuncio -

Te puede interesar

- Anuncio -spot_img

Noticias Relacionadas

- Anuncio -spot_img