37.6 C
Parla
InicioSaludNjuvans apunta que la primera vacuna intranasal española contra la COVID-19 puede...

Njuvans apunta que la primera vacuna intranasal española contra la COVID-19 puede estar disponible en 2023

- Anuncio -

Madrid, 23 de marzo. (Europa Press) –

La primera vacuna intranasal española contra el Covit-19 podría estar disponible en 2023, según ha afirmado Louis Enjuans, jefe del laboratorio de coronavirus del Consejo Nacional de Investigaciones Científicas del Centro Nacional de Biotecnología (CNB-CSIC).

“Estamos evaluando completamente el prototipo de vacuna intranasal. Los primeros resultados que tenemos son positivos, pero no hemos completado las pruebas en animales. Nuestra vacuna es un poco más complicada y tardará más en surgir. Para 2023 estará lista debido a su complejidad”, dijo. Avanzó en la primera jornada del Congreso y Salón del Medicamento Informa Madrid 2022, organizado por los Colegios Oficiales de Farmacéuticos de Madrid y Barcelona. En el Recinto Ferial Ifima de Madrid.

De igual forma, el virólogo enfatizó que “esta no es la primera vacuna intravenosa e inyectable, actualmente está en el mercado porque el virus se inhala y ahí es donde la vacunación es necesaria”.

Con respecto a los primeros resultados del ensayo de la vacuna MERS-CoV, que avanza a la vacuna de ARN mensajero esterilizante intranasal contra Covit-19, Njuvans dijo: “Hemos estado trabajando con coronavirus y el campo durante muchos años para prevenir vacunas contra el virus y el virus humano MERS-CoV, ya desarrollado.

“Lo probamos en ratones transgénicos humanizados y funcionó bien. De hecho, patentamos y publicamos sus resultados. Se hizo a una velocidad vertiginosa. Se mantuvo”.

Por eso, con el SARS-CoV-2 han adoptado la misma técnica de “copiar el ARN, que permite que la vacuna se autoamplifique, estimule anticuerpos contra diversas proteínas virales e inyecte, que es muy eficaz porque es un virus respiratorio que entra”. por la nariz. Salió bien, pero fue más lento de lo que esperábamos”, lamentó el virólogo.

Por otro lado, Njuvans apunta a una gran cantidad de virus que aún no se han transmitido a los humanos: “Los virus son una parte integral del medio ambiente, y están donde está la vida. Los modelos matemáticos con apoyo experimental específico indican que más de 300.000 aún no se han descubierto nuevos virus.

En el marco de su presentación sobre ‘El origen y la evolución de la infección por SARS-CoV-2: el desarrollo de las vacunas’, Njuvans señaló que “las barreras entre las infecciones animales y humanas son muy pequeñas y los virus continúan trascendiendo estas barreras”.

“De hecho, casi dos tercios de todas las enfermedades infecciosas tienen diferentes formas de genocidio y transmisión viral, algunas de las cuales están condicionadas significativamente por el cambio climático”, recordó.

El virólogo explicó que “el origen del SARS-CoV-2 ha provocado una epidemia mundial que ha afectado a todos los países y desestabilizado sus economías”. “La alta prevalencia de este virus, debido a su capacidad de propagarse de individuos asintomáticos a aquellos con síntomas leves, resalta la necesidad de estrategias antivirales efectivas que sean altamente efectivas para controlar y eliminar la enfermedad. Los científicos de todo el mundo están trabajando activamente para desarrollar pruebas de vacunas candidatas”, agregó.

Según Njuwans, “Lo peor del SARS-CoV-2 es que se distingue de otros virus, que es su politrofismo, lo que significa que puede infectar muchos tejidos”. A diferencia del SARS-1, desde 2002 puede afectar no solo al tracto respiratorio e intestinal, sino que puede afectar a prácticamente todos los órganos de nuestro cuerpo. Esto es muy importante, es una estrategia utilizada por el virus, que es peligrosa para nuestro organismo. Esto se debe a que el virus adquiere cuatro aminoácidos unidos a la proteína de los picos del virus, y esto proporciona una base de corte proteolítico, que es esencial. El virus no se queda en la superficie celular de nuestro cuerpo, sino que puede entrar a la célula”, explicó.

“Tendremos otra ola el próximo invierno”

En cuanto a la variante Omigran, Njuvans explicó que está progresando y se ha demostrado que es “mucho más débil que antes, pero aún causa algunos síntomas y múltiples hospitalizaciones y muertes”. “La patología es leve por dos razones: las personas son más susceptibles a la vacuna y el virus es más débil”, señaló.

Por eso, advierte, “el virus ha venido para quedarse, y será estacional”. “Tendremos otra ola el próximo invierno, pero vacunar a la gente será como una gripe fuerte. Cuatro son leves, son débiles y tres son graves”, vaticinó.

Además, el virólogo afirma que “la protección contra las infecciones virales tiene muchas características, pero la vacunación es una de las más efectivas, probablemente después de la terapia antiviral”. En ese sentido, agregó, “la vacuna en medicina representa la mejor relación inversión-beneficio”.

Finalmente, destacó que “en este caso la vacuna se mide en uno, dos o un máximo de tres años”. “Por eso es necesario que la gente se vuelva a vacunar con la dosis de refuerzo de la vacuna inyectable contra el SARS-CoV-2”, subrayó.

- Anuncio -
Redacción Prensa
Redacción Prensa
Última hora desde la redacción
- Anuncio -

Te puede interesar

- Anuncio -spot_img

Noticias Relacionadas

- Anuncio -spot_img